• Thursday, February 22, 2024

Nacional: Así fue el rendimiento ante Boca línea por línea

Foto: Pablo Porciúncula/AFP vía Getty Image

Foto: Pablo Porciúncula/AFP vía Getty Image

Hubo buenas performances en defensa y en el medio, pero el bajo nivel de la ofensiva fue la causa de haber logrado el triunfo

El oficio de Daniel Bocanegra, el trajinar de Yonathan Rodríguez y la solidaridad de Alfonso Trezza fueron los puntos más destacados como individualidades de Nacional, que en líneas generales hizo un buen partido ante Boca Juniors en el Gran Parque Central. Colectivamente hay poco para reprocharle al funcionamiento que tuvieron los dirigidos por Álvaro Gutiérrez, por lo cual en todo caso hubo fallos individuales que fueron la causa de no haber podido ganar un partido que el tricolor dominó.

Pensando en lo que será el partido de vuelta dentro de una semana, hay ajustes que Nacional debe hacer, pero también hay una buena base sobre la que trabajar luego de lo que fue el buen funcionamiento del equipo en el juego de ida. Repasemos entonces, línea por línea, algunos apuntes:

DEFENSA

Foto: Pablo Porciúncula/AFP vía Getty Image
Salvador Ichazo
  • Salvador Ichazo no es Sergio Rochet. Eso es lo primero que debe decirse. Son arqueros de distintas características y hay que aceptarlo. Por algo el excapitán, hoy en Inter de Porto Alegre (fue la figura del equipo en la derrota 2-1 ante River Plate en el Monumental), fue el arquero titular de Uruguay en la Copa del Mundo. Ichazo, no obstante, es un buen arquero al que hay que darle tiempo para que se afiance luego de tener muy pocos minutos en el primer semestre. Dicho esto, el principal problema de él y de toda la defensa parece estar en el juego aéreo, donde no hay garantías.
  • Es muy pronto para decir que Gabriel Báez solucionó el lateral izquierdo, pero dejó un buena impresión. Jugó más de lo esperado y si confirma lo hecho, las bandas están bien cubiertas.
  • La zaga también dejó buenas sensaciones, con un Daniel Bocanegra muy firme en los mano a mano y preciso en los cierres. Tuvo un minuto en que dejó dos pelotas cortas que pudieron costar caro, pero fueron muchas más las buenas que las malas. Hizo buena dupla con Diego Polenta, quien también fue eficaz en los duelos personales y supo cuándo salir jugando y cuándo reventar la pelota lejos. Gutiérrez puede estar tranquilo porque tiene buenas herramientas en defensa.

MEDIOCAMPO

Yonathan Rodríguez. Foto: Pablo Porciúncula/AFP vía Getty Image
  • Gutiérrez reveló en la conferencia de prensa pospartido que la duda que la carcomió toda la semana fue si ponía desde el inicio a Thiago Helguera o lo dejaba en el banco para tener una posibilidad de cambio real al darle más manejo y tenencia de balón si el partido lo requería. Guti, no lo pienses más: Helguera tiene que jugar en La Bombonera. El golpe recibido en la cabeza por Diego Rodríguez terminó haciéndole bien al equipo, que tuvo mayor fluidez en la mitad del terreno con el ingreso del chico de 17 años que juega con la solvencia de un veterano. Es verdad que en el segundo tiempo bajó un poco su eficacia en los pases, pero a estas alturas si hay un indiscutible en el medio es él.
  • Yonathan Rodríguez jugó un gran partido, porque la presencia de Helguera lo soltó, le dio alas para irse al ataque, pararse unos metros más adelante, recuperar balones en las cercanías del área rival y hasta generar peligro con llegadas y remates.

ATAQUE

Diego Zabala. Foto: Pablo Porciúncula/AFP vía Getty Image
  • Volvió Diego Zabala a la titularidad, pero estuvo por debajo de su rendimiento habitual. No pudo imponerse en los duelos personales y tampoco filtrar balones. Franco Fagúndez no tomó buenas decieiones y se mostró lento, en tanto el Colo Ramírez tampoco aprovechó las oportunidades que tuvo. ¡Qué tema el del goleador tricolor! Es el máximo artillero del Campeonato Uruguayo con 12 tantos, pero la cuestión es la calidad de los mismos. No es igual anotar el primer gol que abre un partido o el que da la victoria al tercero y/o cuarto. Ramírez necesita hacer goles importantes y es lo que no está logrando, razón por la cual los hinchas empiezan a impacientarse.
  • Un capítulo aparte merece Alfonso Trezza. No importa cómo ni cuánto juegue, siempre se va aplaudido y bien merecido lo tiene. Es el típico “jugador-hincha”, ese que no da una pelota por perdida, que tranca con la cabeza, que corre para presionar, que corre para atacar y que corre para defender. Contagia su energía y la verdad es que Nacional no precisa de él para definir partidos, sino de otros futbolistas como Ramírez, Fagúndez, Bruno Damiani o Emmanuel Gigliotti.
  • En definitiva el ataque fue el punto más débil que tuvo Nacional y allí está la explicación de por qué no ganó un partido que debió haber ganado.
No comments yet! You be the first to comment.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *