• Tuesday, May 28, 2024

Liverpool 0-Corinthians 3: el espejismo duró 45 minutos

Fotos: Dante Fernández/AFP por Getty Images

El negriazul jugó un muy buen primer tiempo, pero no concretó en la red y los brasileños lo hicieron en cuanto tuvieron la ocasión

Lo que se vio sobre le césped del Estadio Centenario durante todo el primer tiempo era difícil de creer. Liverpool, un equipo uruguayo que hacía su primera presentación en fase de grupos de la Copa Libertadores, dominaba al gigante Corinthians, le impedía cruzar la mitad del terreno con balón dominado y amenazaba con anotarle. Los brasileños no salían del shock que eso les causaba y la estaban pasando realmente mal. Una hora después el rostro de los visitantes habían cambiado el gesto de preocupación por el de satisfacción, pues Corinthians venció 3-0 a Liverpool en Montevideo.

Al final la última jugada del primer tiempo dejó en claro que se trató solo de un espejismo. Aquel remate de Luciano Rodríguez en el travesaño y las varias llegadas peligrosas al arco del interminable Cassio resultaron ser un dulce sueño que invitó a creer a los hinchas negriazules, pero que solo se quedó en una insinuación. El cabezazo de Fabián Balbuena a la salida de un corner en el primer minuto de descuento de la primera mitad le puso fin a la ilusión, que Roger Guedes remató en el cuarto minuto del coplemento al poner el segundo gol.

Al fin y al cabo el fútbol suele ser lógico. Por suerte existen los batacazos y es lo que lo hace ser el deporte más atractivo del mundo, pero no se puede ir contra los molinos de viento. Para eso es importante poner el contexto.

El plantel de Corinthians tiene un valor de mercado (según el sitio especializado Transfermarkt) de 97.66 millones de dólares. El de Liverpool es de unos meritorios 19 millones. El gigante paulista tiene más de 116.000 socios contra poco más de 400 del negriazul uruguayo. Los brasileños invirtieron US$ 5.275.000 en fichajes y los de Belvedere algo más de un millón y mire que eso es muchísimo para el fútbol de este lado del Río de la Plata.

Contra ese poderío están condenados a luchar los uruguayos de estas épocas y por allí hay que buscar la explicación de por qué la última vez que se ganó la Copa Libertadores fue en 1988. Sí, ya pasaron 35 años de la última conquista continental y por eso muchos de los hoy clientes del fútbol uruguayo se están hartando de que le hablen de épocas pasadas porque solo les remueve el dolor de sentirse en desventaja frente a padres y abuelos.

Nada se le puede reprochar a Liverpool, que fue valiente durante los primeros 45 minutos y se animó a hacerle sentir a Corinthians que no le sería fácil. Le plantó cara, lo puso nervioso y le obligó a esforzarse al máximo para poder llegar hasta el arco rival. Y allí, entonces, quedó en claro toda la diferencia del contexto ya descrito. Si hay algo que logra el dinero es comprar calidad. Los brasileños la tienen de sobra y el poder de un gigante como Corinthians la potencia al juntarlos. Una vez que la visita logró ponerse en ventaja (en una de sus primeras llegadas) y quitarse la presión de encima, jugó a su antojo y ganó con total autoridad.

Liverpool sufrió la cruel realidad del fútbol uruguayo a nivel internacional, la misma que ya habían experimentado unas horas antes Nacional y Peñarol, aunque con distintos matices. El tricolor ganó sobre Metropolitanos en Venezuela aún sin jugar bien, mientras que el aurinegro fue humillado en Brasil por América Mineiro.

LIVERPOOL 0-CORINTHIANS 3

Goles: 45′ F. Balbuena, 49′ y 63′ R. Guedes.
Estadio: Centenario
Árbitro: Andrés Rojas (COL)

Liverpool: S. Britos; G. Martirena, J. Izquierdo, G. Pérez, M. Samudio (78′ L. Otormín); M. Meli (53′ M. Barrios), L. Lemos (60′ M. Antoni), G. Napoli; A. Medina, M. Cabrera (78′ M. Silva) y L. Rodríguez. DT: Jorge Bava.

Corinthians: Cassio; Fagner, F. Balbuena, Gil, Fabio Santos; Fausto Vera (77′ Du Queiroz), Roni (46′ Cantillo), Renato Augusto (15′ Maycon); Giuliano (77′ Paulinho); Roger Guedes y Yuri Alberto (83′ Yuri Alberto). DT: Fernando Lázaro.

No comments yet! You be the first to comment.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *