• Wednesday, May 29, 2024

Arsenal la sigue remando

Arsenal volvió a hacer los deberes sin un solo borrón, así que derrotó a Manchester United en Old Trafford y sigue como líder provisorio de esta edición de la Premier League.

(Foto de Stu Forster/Getty Images)

      Cuando Liverpool aún integraba el grupo de vanguardia del torneo, había unanimidad en pronosticar que de los tres aspirantes al cetro los “Gunners” eran quienes tenían el fixture más complicado. Sin embargo el que se quedó por el camino fue el equipo de Darwin Núñez, mientras que los dirigidos por Mikel Arteta siguen remando duro, lucharán hasta el final con el City de Guardiola y es un hecho que, al no depender de sí mismos, terminarán vendiendo muy cara su caída.

TROSSARD. A los 20 minutos apareció Trossard. Siempre Trossard, siempre Leandro, siempre el de los goles importantes, siempre el que desnivela. El gran desborde por derecha y la cabecita levantada fueron obra de Kai Havertz. El aleman intuyó primero y confirmó luego el pique vertiginoso del belga “anticipando a un pueblo” en su diagonal hacia el primer palo. Después del pase mortal del ex Chelsea, llegó el toque corto y sutil de Trossard y el 1-0 quedó instalado para el ilustre visitante en el “Teatro de los Sueños”.

      Para entonces Arsenal era más, dominaba el partido, controlaba en todos los sectores, aunque no llegaba a crear peligro en la misma proporción que su juego dictaba y hasta exigía.

GARNACHO. A la media hora United se dio cuenta que era local y que Old Trafford le exigía otra cosa. Se fue arriba, rompió la presión y la hegemonía de la visita, no con una gran sintonía técnica, sino con alma de dueño de casa. Dentro de esa reacción Garnacho fue el más buscado, pero el argentino no encontró eco en sus compañeros.

BRUNO. La baja del capitán Bruno Fernandes presuntamente debido a una lesión, pegó duro porque el portugués siempre hace la gran diferencia en en este castigado equipo que dirige Erik ten-Hag.

SALIBA. El complemento mostró al local basado en la contención y la salida limpia de un gran Amrabat, a la vez que se repetían los piques y la potencia de Garnacho, su única y solitaria arma ofensiva. 

      Arsenal se paró con el orden y la precisión de siempre, con la piedra fundamental de un Saliba sólido como una roca y la prestancia, elegancia y calidad  de su  director de orquesta, Declan Rice, un “5” de galera y bastón.

ONANA. Los “Gunners” pudieron rematar al dueño de casa varias veces, pero fallaron el golpe de knock out. A los 78 minutos tuvieron la más clara: Martinelli voló por la izquierda, metió la diagonal, amagó dos veces y remató violento pero el balón fue despedido al córner por Onana.

TRIUNFO. Entre los intentos denodados de Garnacho, los quites espléndidos de Saliba y los zarpazos de Martinelli en busca de asegurar el choque, Arsenal terminó festejando un triunfo imprescindible para aferrarse a la remota esperanza de que City deje un par de puntos en alguno de los dos últimos compromisos que le esperan.

      Esta vez no hubo drama en Old Trafford, ya que luego de la catástrofe del 4-0 ante Crystal Palace, pocos querían darle una mano al City, de modo que la derrota ante Arsenal simplemente “se tomó con soda”, tal como era de esperar.

CITY. Manchester City no tuvo dificultad alguna en golear a Fulham en su visita al “Craven Cottage” del oeste de Londres. Los de Guardiola ni siquiera necesitaron esta vez de los goles de Haaland y metieron un 4 -0 inapelable ante un local que empezó y terminó el partido entregado de pies y manos.

DESCENSOS. Burnley y Luton Town confirmaron su regreso a la Segunda División acompañando al ya descendido Sheffield United, luego que los locales Tottenham Hotspur y West Ham United, respectivamente, les remontaran un 1-0 inicial y terminaran llevándose los tres puntos en disputa.

      Matemáticamente Luton Town aún tiene chance de salvarse, pero aunque ganara su último partido y a la vez cayera Nottingham Forest, la diferencia de goles en contra entre uno y otro, -31 Luton y -19 Forest, es tan abrumadora que no admite ni siquiera un milagro universal que pueda salvar al benjamín.

DINERO. En suma, los tres clubes que habían ascendido al cabo de la temporada pasada, vuelven a la Championship (Segunda División).

      Y no es casualidad. Simplemente lo sucedido marca claramente que para mantenerse en Premier los clubes que suben necesitan “un vagón de dinero” para reforzar sus planteles. Y eso no siempre es posible. 

No comments yet! You be the first to comment.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *