Conectá con nosotros

Champions League

Real Madrid, en un partido épico, venció 3-1 al Manchester City y es finalista

En un partido donde el uruguayo Federico Valverde fue una de las figuras del partido el equipo merengue disputará una nueva final de la Champions.

El partido comenzó con los madrileños yendo al ataque Karim Benzemá tuvo la primera a los 4 minutos, cuando Dani Carvajal centró desde la derecha y el delantero francés conectó de cabeza pero la pelota se fue muy alta.

Casi a los 15 minutos, Kevin De Bruyne probó de lejos en la primera aproximación con peligro para el City, pero el arquero belga Thibaut Courtois se quedó con el esférico.

El uruguayo Valverde luchó una pelota a los 17 minutos en la medialuna y le cayó a Benzemá sin embargo la defensa despejó; Vinicius se quedó con el rebote, pero el intento se perdió alto.

Ya con 20 minutos de partido Bernardo Silva provocó la intervención de Courtois tras un remate pegado al palo. Seis minutos después Toni Kross tuvo un tiro libre cercano al área y pasó muy cerca del horizontal tras un pequeño desvío.

Courtois evitó el primer gol del partido a los 39 minutos, cuando se lanzó sobre su derecha y desvió el remate de Phil Foden.

En el segundo tiempo el Real Madrid aprovechó la defensa adelantada del equipo inglés y pudo abrir el marcador, pero Vinicius falló con el arco libre tras un centro de Carvajal.

El volante externo brasileño complicó a la defensa inglesa durante los primeros minutos, provocando desconcentraciones entre Ederson y los defensas del equipo de Pep Guardiola.

A los 72 minutos, Silva subió solo por el centro de la cancha y abrió para Riyad Mahrez, que definió al primer palo del arquero belga y puso el primer gol para los ingleses.

João Cancelo probó a los 85 minutos de lejos, pero Courtois intervino notablemente en esta y la sacó, mientras que Jack Grealish la tuvo dos veces, pero Ferland Mendy la sacó sobre la línea y el otro disparo pasó cerca del parante.

Rodrygo lo empató a los 90 minutos y lo dio vuelta a los 90+2′ con dos cabezas, llevando el Madrid el partido al alargue y, nuevamente, dejando en claro la mística copera del merengue.

Comenzó el alargue a todo ritmo, la primera fue clave porque Camavinga a los 94 corrió a toda velocidad, habilitó a Rodrigo que centró y cuando Benzema fue a buscar la pelota en el área Rubén Días lo bajó pitando Orsato el claro penal.

El propio francés remató la pena máxima cambiándola por gol y de esta forma el equipo merengue pasaba al frente en el global ganaba el encuentro 3-1 y los hinchas madrileños se empezaban a ilusionar con la final.

En el cierre de la primera etapa del suplementario  un cabezazo de Foden que tapó Courtois y luego no pudo definir Fernandinho mantuvieron todo incambiado para los 15 minutos finales.

Y en ese periplo los ingleses trataron de ofender a su adversario que se cerró bien, no dejó espacios y trabajó para que el tiempo transcurriera esperando el pitazo final.

El mismo, que llegó por parte de Orsato, cerró la épica remontada donde Real Madrid, de Federico Valverde, chocará con Liverpool el 28 de mayo a las 16 horas en el Stade de France.

Click para comentar

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Champions League