Conectá con nosotros

Futbol 2

Yannel Correa, mucho más que «la hija de»

 

La futbolista celeste Yannel Correa, juega como defensora en el club Joventut Almassora de Castellón (España) que compite en el Grupo 7 de la Primera División de Ascenso y cuenta cómo vive en esta dura situación por la que atraviesa España y el mundo, a raíz de la pandemia Covid-19 y el consecuente cese de actividades futbolísticas.

Es una situación bastante rara, pero no es algo que tenga que darnos miedo. Está en nosotros que deje de empeorar todo, cumpliendo con los cuidados que indican y aguantando el confinamiento. Si la gente sigue saliendo a la calle como si nada ahí es cuando viene el problema.

A nadie le gusta estar encerrado, pero es la medida correcta para que se acabe todo esto. Solo hay que esperar un poco más. Mi único plan es volver a casa en Murcia, ya que una vez allí no tendría problema de estar dos meses más encerrada”. 

«La mejor forma de cuidarnos es no salir a la calle, solo lo hago para ir al súper o a la farmacia, ya que tengo que ir por lo menos una vez a la semana porque nos piden que tengamos un control de peso.

Cuando vuelvo a casa me limpio las manos con un gel de alcohol y pongo la ropa a lavar. Parece algo exagerado, pero es un protocolo que cumpliéndolo así me deja más tranquila y sé que me voy a cuidar mejor».

“Siempre estoy hablando con mi familia de mi vuelta, pero aquí en España hay mucho control y no dejan salir a las carreteras salvo causa que lo justifique”.

“Nos llamamos con mi familia todos los días un ratito y también por mensajes solemos comunicarnos mucho más”.

La familia de la defensa está viviendo en Murcia y ella en una ciudad de 26.000 habitantes, Almassora, que es parte de la mediterránea provincia de Castellón. 

LA INCERTIDUMBRE

 El fútbol femenino español no es una excepción y palpita con la idea de cuándo se volverá a jugar fútbol.

«El objetivo que tenía marcado era ayudar al equipo en todo lo que pueda para conseguir la clasificación para el play off a Reto Iberdrola».

«Llegamos a ponernos en primera posición, pero con el parón por el Covid no sabemos qué es lo que va a pasar ni quienes van a ser los que jueguen esa fase de ascenso».

COMPARACIONES

Yannel analiza las diferencias futbolísticas que ella ve entre el fútbol de  España y Uruguay

“En lo futbolístico sí que se nota la diferencia entre España y Uruguay. En Uruguay el fútbol es mucho más duro, van sin miedo a todo y aquí van un poco con el freno a la hora del choque.

Aquí el balón se mueve bastante más, la idea siempre es jugarlo desde atrás y se busca una buena posesión. La primera vez que fui con la selección lo noté enseguida. Allá, en Uruguay, las chicas llevaban un par de marchas más que yo y me costó un poco engancharme a ese mayor ritmo de juego.

Al final es algo que se contagia y me ayudaron a cambiar un poco el chip de mi juego. Los entrenamientos que nos mandan acá son del método Tabata que se basa en diferentes ejercicios que se realizan a mucha intensidad pero con poca duración. Se hace por series y se realiza trabajo duro durante 20 segundos para un descanso de 10 y así hasta completar el tiempo final. Trabajas fuerza y cardio al no tener tanto espacio para correr”.

OBJETIVOS CLAROS CON LA SELECCIÓN CELESTE

“La expectativa que tengo es primero que todo ganarme la confianza de Ariel (el entrenador Longo) para entrar en el once y también el de mis compañeras. Es más difícil entenderse en la cancha con compañeras que casi no has tenido encuentros.

También sería un sueño poder jugar una Copa América. Es muy lindo el ambiente que se vive con la celeste, las chicas siempre han tenido un buen trato conmigo y han sabido cómo integrarme en el grupo. De la sub 20 pude ver poquito, por tema horario. Pero lo que alcancé a ver me mostró que las chicas hicieron muy buen trabajo; como siempre, defienden muy bien la camiseta”.

 

“Empecé a jugar en el Murcia, en la liga nacional con 15 años. Pasé al año siguiente a jugar en Alicante, en el Plaza Argel también en liga nacional y ahí estuve 3 años. Jugamos tres fases de ascenso a primera división pero no tuvimos suerte.

De Alicante volví a Murcia, donde jugué media temporada en liga nacional y me salió una oferta en Primera y no podía desperdiciar esa oportunidad. Me fui al Fundación Albacete Nexus y estuve dos años en la Liga Iberdrola. Después fui a Elche en liga nacional donde estuve el año pasado  y ahora aquí en el Joventut Almassora”.

Yannel es hija de Gabriel Correa, volante de River Plate, Peñarol y la selección uruguaya en la primera época de Washington Tabárez, allá por 1989 y 1990, en la Copa del mundo de Italia 90.

Plantel de Juventut Almassora 2020

Yannel Correa en familia

Click para comentar

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Futbol 2